Tengamos una actitud de Trono – Descansemos hasta que Dios ponga a todos los enemigos bajo el estrado de nuestros pies.

Por: Joseph Prince
De: February 2010

No tenemos que esperar que llegue navidad para caminar en paz y en gozo. Puesto que podemos regocijarnos a pesar de las circunstancias porque Dios espera que tengamos una actitud de trono donde podamos descansar mientras el toma cuidado de todas nuestras cosas

Jesus está sentado a la diestra del trono de Dios (Hebreos 8:1). La biblia dice que así como Cristo es en este mundo así somos también nosotros (1 Juan 4:17). Esto quiere decir que nosotros estamos también sentados a la diestra del trono de Dios.

Ahora, estar sentado es una imagen de descanso. En el antiguo testamento, el sacerdote nunca se sentó. No había sillas en el tabernáculo de Moisés ni en el templo de Dios porque el trabajo nunca terminaba. Jesús se sentó a la diestra del padre porque su trabajo fue terminado (Juan 19:30, Hebreos 10:11-13).
Entonces Dios me dijo, “Hijo, dile a mi gente que tenga una actitud de trono” ¿Que quiere decir tener una actitud de trono? 

Tengamos una “Actitud de Trono”

Salmos 110:1-2
Jehová dijo a mi Señor: Siéntate a mi diestra, Hasta que ponga a tus enemigos por estrado de tus pies. 2Jehová enviará desde Sion la vara de tu poder; Domina en medio de tus enemigos.

En hebreo, el primer “Señor” se refiere a Jehová, o Jhave, y el segundo “Señor” ¡es Adonaí! De hecho, el primer versículo actualmente se lee. “Jehova dijo a mi Adonai….” Después de que Jesus conquiste el pecado y la muerte, y resucite de entre los muertos, El regresara al Padre. Y el Padre le dirá “Siéntate a mi diestra, hasta que yo ponga a tus enemigos bajo el estrado de tus pies”. Así es que la actitud de trono de Jesus es esperar que su padre trajera a sus enemigos y lo pusiera por estrado de sus pies. 

En los tiempos bíblicos, derrotar a los enemigos tenía que ver con traerlos en cadenas hasta el trono en donde estaba sentado el rey victorioso. Se ponían a los enemigos encadenados bajo el estrado de los pies del rey como una señal de victoria. Así mismo Jesus conquisto también a sus enemigos, quienes, Dios mismo puso bajo el estrado de sus pies.   

Efesios 1:20,22.23
20la cual operó en Cristo, resucitándole de los muertos y sentándole a su diestra en los lugares celestiales, y sometió todas las cosas bajo sus pies, y lo dio por cabeza sobre todas las cosas a la iglesia, 23la cuál es su cuerpo, la plenitud de Aquel que todo lo llena en todo.

Nosotros, la iglesia, somos el cuerpo de Cristo. ¿Quien tiene a los enemigos bajo el estrado de sus pies? No somos nosotros, sino Dios mismo. La Palabra de Dios es la verdad y El guarda su Palabra. Dios nos está diciendo que tengamos una actitud de trono como la de Jesus – para descansar, mientras que el pone a los enemigos que tengamos bajo el estrado de nuestros pies, como el enemigo de la enfermedad, el de la pobreza, el de la depresión, y cualquier otro tipo de maldición, será puesta bajo el estrado de nuestros pies.   

Entremos al descanso de Dios

¿Quieres saber cuál es la definición de Dios para descanso? Hebreos 3 describe como a los israelitas no se les permitió entrar a la tierra prometida porque dudaron de la palabra de Dios. Sin embargo, en lugar de decir Dios “Ellos no entraran a mi tierra prometida” Dios le llama a su tierra prometida “Mi Reposo”.

Hebreos 3:11; Por tanto, juré en mi ira: No entrarán en mi Reposo.

Esto quiere decir que la tierra física que era para los hijos de Israel en el antiguo testamento, es para nosotros ahora un lugar de descanso – ¡Descanso de Dios! Esa es nuestra herencia ahora. Dios quiere sacarnos de la falta y movernos hacia la abundancia. El quiere sacarnos de la enfermedad y movernos hacia la sanidad. La tierra prometida bíblica es un lugar de descanso para los hijos de Israel. 
La palabra de Dios nos dice “No Temas, no temas” Aunque la biblia si menciona una cosa de la que si debemos de temer.

Hebreos 4:1
Temamos, pues, no sea que permaneciendo aún la promesa de entrar en su reposo, alguno de vosotros parezca no haberla alcanzado.

En Hebreos 4:1, Dios nos dice que temamos si no entramos a su descanso. Ahora, muchos de nosotros nos preocupamos sobre muchas cosas y aunque Dios nos diga que no debemos de temer “tememos” Sin embargo aunque nos preocupa todo no nos preocupa lo que nos debe de preocupar. 

Estemos conscientes del descanso y no tanto de los gigantes


Existe otra lección que tenemos que aprender de esta historia. Dios le dijo a los hijos de Israel que los llevaría a un lugar “donde fluiría leche y miel” (Éxodo 3:8). Esto quiere decir que la tierra prometida era un lugar en donde fluiría la abundancia y la provisión. Esto quiere decir que era una promesa segura, Un eslogan de lo que Dios definitivamente hace. 

Sin embargo, la postura de la gente del pueblo de Israel al llegar a Cades – Barnea (la mitad del camino entre Egipto y Canaán) fue la siguiente. Enviaron doce espías a la tierra prometida por cuarenta días y al final de todo decidieron que la tierra era peligrosa para ellos, porque en ella moraban los hijos de Anac, ¡Gigantes!

En hebreo, la palabra Anac quiere decir “cadena en el cuello”. Una cadena alrededor del cuello es un reflejo de un yugo que te hace ver hacia abajo. Y aunque Dios ya había liberado a los israelitas de sus amos egipcios para que ya no fueran esclavos, ellos todavía tenían la mentalidad de esclavo, que no les permitía enfocarse en las bondades de Dios y promesas de el para ellos. Por eso, lo único que pudieron ver fue a los gigantes - ¡ a los Anaquitas !- quienes los hicieron temblar a todos ellos y los llenaron de temor.   

Hoy en día muchos cristianos todavía tienen esa mentalidad de esclavo. Porque están muy enfocados en sus anaquitas - ¡problemas y sus síntomas! - en lugar de estar conscientes del trabajo terminado de Jesus en la cruz a favor de la humanidad, es por eso que no pueden entrar a la tierra prometida a descansar. 

Ahora, quiero exponer una pregunta que Dios me hizo a mí, y que yo también tuve que contestar. Al leer la historia de los doce espías que fueron a Canaán, ¿te pusieras del lado de Josué y Caleb? – Los dos espías que dijeron “vamos y tomemos inmediatamente esa tierra” – o ¿estarías mejor de acuerdo con los otros diez espías que temieron poseer esa tierra? 

El Espíritu Santo dice, “Si oyereis hoy su voz, 8No endurezcáis vuestros corazones, Como en la provocación, el día de la tentación en el desierto, 9Donde me tentaron vuestros padres; me probaron, Y vieron mis obras por cuarenta años” (Hebreos 3:7-9).  En otras palabras, ¿son tus problemas más grandes de lo que Dios está diciendo sobre tu situación? Antes de que tu cuerpo sea sanado, o antes de que llegue a tu cuenta bancaria el dinero que necesitas para resolver tus problemas, ¿podrás creer que Dios te librara de tus necesidades y caminar en descanso al mismo tiempo? 

Dios quiere que tengamos la revelación de que todo lo que necesitemos en la vida, el ya lo ha ganado para nosotros. Por eso, Dios nos está preguntando, ¿A pesar de los gigantes, vas a entrar a la tierra prometida de todas maneras para disfrutar de mi descanso? Es mejor estar conscientes del descanso que estar conscientes de los gigantes.

Cuando nosotros descansamos Dios trabaja

¿Qué pasa cuando estamos conscientes del descanso que Dios da? Veamos algo de estos secretos escondidos en una historia en donde Jesus sano a un hombre que tenia treinta y ocho años sufriendo.

Juan 5:8-9
8Jesús le dijo: Levántate, toma tu lecho, y anda. 9Y al instante aquel hombre fue sanado, y tomó su lecho, y anduvo. Y era día de reposo* aquel día.

Yo le pregunte al señor, ¿por qué le dijo a ese hombre que tomara su cama y se fuera? ¿Por qué no le dijo simplemente que se levantara y caminara? Dios me contesto que la cama es una señal de descanso. Lo que Jesus le estaba diciendo realmente a esa persona era “Levántate toma tu descanso y camina” 

Otra cosa importante en esa historia es resaltar que ese día era sábado, el día del descanso obligatorio. Por eso podemos decir que cuando nosotros descansamos Dios trabaja.

También había un grupo de personas que estaban molestos porque Jesus había hecho el milagro en día sábado.

Juan 5:10-12,16
10Entonces los judíos dijeron a aquel que había sido sanado: Es día de reposo;* no te es lícito llevar tu lecho. 11El les respondió: El que me sanó, él mismo me dijo: Toma tu lecho y anda. 12Entonces le preguntaron: ¿Quién es el que te dijo: Toma tu lecho y anda? 16Y por esta causa los judíos perseguían a Jesús, y procuraban matarle, porque hacía estas cosas en el día de reposo.*

La gente religiosa estaba molesta porque el sábado era el día de descanso. Y ellos veían la sanidad como un trabajo. Para los religiosos el que Jesus hubiera sanado al enfermo era equivalente a que Jesus estuviera trabajando en el día equivocado. 

Por otra parte, si nosotros hubiéramos conocido a este hombre enfermo. Apoco no le hubiéramos preguntado ¡Hey que te paso! ¿Cómo te curaste? Sin embargo, la gente que lo conocía le decía, “Es Sábado” No es correcto que tú estés cargando tu cama en este día. ¡Imagínate un hombre que no había caminado por treinta y ocho años! Y a la gente solo le preocupada que el cargaba su cama en el día incorrecto “el día de descanso” Pero así son los religiosos, no pueden ver la bendición sino solo el problema.   

La última frase de la lectura dice: “hacia estas cosas en el día de reposo” En el griego original esto quiere decir “en el tiempo incorrecto”. El tiempo incorrecto generalmente representa una acción repetida. Lo que quiere decir que era ya un habito de Jesus sanar a los enfermos en día sábado.  Jesus repetidamente hacia milagros durante el día de descanso, ¡porque es así como Dios trabaja!

Tu sanidad es en el Descanso

Otro ejemplo de esto, es aquella mujer que tenia diez y ocho años con una joroba. Cuando Jesus la sano en la sinagoga, el encargado de la sinagoga, o el pastor de esta mujer, dijo;
14Pero el principal de la sinagoga, enojado de que Jesús hubiese sanado en el día de reposo,* dijo a la gente: Seis días hay en que se debe trabajar; en éstos, pues, venid y sed sanados, y no en día de reposo.* (Lucas 13:14).

¿Qué fue lo que respondió Jesus a esto?

Lucas 13:15-16
15Entonces el Señor le respondió y dijo: Hipócrita, cada uno de vosotros ¿no desata en el día de reposo* su buey o su asno del pesebre y lo lleva a beber agua? 16Y a esta hija de Abraham, que Satanás había atado dieciocho años, ¿no se le debía desatar de esta ligadura en el día de reposo?*

Jesus pone claro que la sanidad para la mujer era solo porque era hija de Abraham, ¡Hija de Dios! Algunos cristianos todavía piensan que la sanidad es el trabajo del hombre, cuando es realmente el trabajo de Dios. Esas personas andan por ahí pensando, “No he hecho lo suficiente, es por eso que todavía no he sanado”. Ellos no han entendido que la sanidad viene por descansar en la obra terminada de Jesus por la humanidad en la cruz del calvario. Lo que tienen que decir es Señor Jesus, así como tú fuiste liberado de todo el dolor y el malestar de la cruz, en tu nombre yo también me declaro libre de toda enfermedad. 

¿Sabes que palabras como: “Sanidad” “Libertad” y “Descanso” están ligadas al hebreo? Uno de los nombres de Dios en la biblia es Jehová – Rafa, que quiere decir Dios sanador (Éxodo 15:26).
La palabra hebrea para “Rafa” no solamente significa “sanar”, pero en una de sus diversas definiciones también quiere decir “descanso”. Así es que sanar viene de descansar, y no por trabajar. Es por eso que la muerte de Jesus nos ha dado vida plena.

Descansemos primero para que estemos bien

Dios no dice, “Espera hasta que tus enemigos sean destruidos, hasta que cada problema de tu vida sea solucionado”. El dice, “descansa primero” y yo pondré a tus enemigos al estrado de tus pies.

¿Qué es lo que tú ves cuando se trata de salud o solución financiera en tu vida? Ves lo que te falta y dices, “déjame solucionar este problema primero y ya luego veremos cómo nos va” o dices, déjame escuchar el reporte de los doctores primero y ya luego sabré si podre descansar o no? 

Es difícil pensar en descansar cuando la naturaleza humana este inclinada en las preocupaciones y no en el descanso. El diablo se emociona cuando ve al ser humano funcionar con su naturaleza humana, de echo, el les anima a que se convenzan de que primero necesitan tener solucionado todo lo que les rodea, para entonces poder ir a la iglesia o poder confiar en Dios. Dejemos ya de decir que ya que nuestros hijos terminen la escuela primaria entonces ya vamos a dejar de preocuparnos. ¿Sabes qué? de esa manera el descanso será realmente imposible, porque después de la primaria esta la secundaria, después la preparatoria, después la universidad, etc. 

Quiero compartir de dos mujeres que estaban enfrentando problemas financieros durante tiempos de hambre. Nohemí era una mujer de Dios y por eso le dijo lo siguiente a su nuera Rut.

Rut 3:1
1Después le dijo su suegra Noemí: Hija mía, ¿no he de buscar hogar para ti, para que te vaya bien?

En otras palabras, Noemí le dijo a Rut, ¿Apoco no voy a buscar “descanso” para que te vaya bien? ¿No es extraño que Noemí menciono el descanso primero? Creo que la naturaleza humana está más inclinada a decir. “Ni de chiste voy a buscar “una casa” para ti, sino hasta que te vaya bien” 

Dios desea que su naturaleza fluya en nosotros, El nos ama tanto que nos dice, “Ya estas sentado en el trono”,  “Descansa”,  “Siéntate hasta que ponga a tus enemigos bajo el estrado de tus pies”. Tu mala condición financiera, los malos síntomas en tu cuerpo, todo lo que te molesta lo pondré bajo el estrado de tus pies. “Mientras descansas”. 

Dios quiere que encontremos descanso en medio de la tormenta. Cuando descansas en el, las cosas van bien. Esto no quiere decir que no existan enemigos.  ¡Pero vamos a vivir dominando en medio de los problemas!  (Salmos 110:2). 

El Salmo 23:5 dice; Aderezas mesa delante de mí en presencia de mis angustiadores; Unges mi cabeza con aceite; mi copa está Rebosando. ¡Dios ha preparado la mesa para que comamos! Sin embargo algunos dirán, ¿Señor esperas que yo coma ahoracon tantos problemas que tengo? Los síntomas de mi enfermedad están todavía en mi cuerpo. Mi cuenta bancaria está todavía en
cero. Dios quiere que digamos, Señor yo voy a comer de tu mesa y voy a celebrar que todas mis necesidades están suplidas. La biblia dice que Dios no sigue a la naturaleza humana. Dios dice que él ya ha preparado la mesa, de donde espera que comamos primero, ¡que le hace que te estén viendo tus enemigos comer! Dios se encargara de ellos mientras tú comes.

No postergues el Descanso

Isaías 53 describe el sufrimiento de Jesus en la cruz. El completo por nosotros lo que no podíamos hacer por nosotros mismos. El llevo nuestras enfermedades y sufrió nuestros dolores. El fue herido por nuestras rebeliones y castigado por nuestras iniquidades y por sus llagas fuimos nosotros sanados.

La razón por la que podemos descansar y regocijarnos en medio de nuestros enemigos es porque Jesus ya los venció a todos ellos, al crucificarlos en la cruz del calvario. El trabajo de Jesus quedo terminado porque el venció a todos y a cada uno de nuestros enemigos ¡incluyendo la muerte! (leer Hebreos 10:12-14) Adoptemos la actitud de trono y descansemos ya.

Mientras descansamos en el trabajo terminado de Jesus por nosotros. ¿Cómo debería de ser nuestra respuesta a Dios entonces? ¿Cómo podemos aprovechar todo lo que Cristo ha hecho por nosotros? 

Isaías 54:1-3
1Regocíjate, oh estéril, la que no daba a luz; levanta canción y da voces de júbilo, la que nunca estuvo de parto; porque más son los hijos de la desamparada que los de la casada, ha dicho Jehová. 2Ensancha el sitio de tu tienda, y las cortinas de tus habitaciones sean extendidas; no seas escasa; alarga tus cuerdas, y refuerza tus estacas. 3Porque te extenderás a la mano derecha y a la mano izquierda; y tu descendencia heredará naciones, y habitará las ciudades asoladas.

Jesus ha vencido a los enemigos y Dios está diciendo que ¡se regocije la estéril! La mujer estéril es una imagen de alguien que nunca ha visto resultados en su vida, como señales de buena salud en su cuerpo, o señales de abundancia económica. Estar estéril es una señal de maldición. 

La Palabra de Dios dice que nunca fue la intención de Dios que fuéramos estériles. Dios creó al hombre y lo bendijo para que fuera fructífero (Génesis 9:7). Es por eso que Isaías 54 nos está animando a que nos preparemos para ser bendecidos. “Ensancha el sitio de tu tienda”, “alarga las cuerdas”, “refuerza tus estacas” ¡Prepárate para crecer! “No seas escaso”, “preparémonos porque nuestros descendientes heredaran naciones”.   

Imagínate si fueras una mujer estéril cantando, ¡Hale luya! Yo soy mama de muchos ¡El Señor me Ama a mí! El diablo va a venir a decirte, ¿mama de muchos? ¿y tus hijos, donde están? ¿no es eso hipocresía? Sin embargo, eso no debe de hacer que paremos de gozarnos. Dios quiere que disfrutemos de la vida antes de que las cosas sucedan. Dejemos de posponer el gozo y la paz. Deja de esperar que llegue navidad para celebrar. Hagamos de cada día una celebración de la vida, y aprendamos a descansar en medio de los problemas.   

Debe de ser nuestra respuesta diaria ir a Jesus por nuestro descanso. Jesus mismo nos explicara cómo es que el nos ha dado ese descanso. 

Mateo 11:28
28Venid a mí todos los que estáis trabajados y cargados, y yo os haré descansar.

Siempre que estés cargado con preocupaciones, que te hagan ver hacia abajo la ley de la religión. O ya sea que estés en medio de enemigos que quieran hacerte ver hacia abajo también. Ve a Jesus porque él puede y quiere darte descanso. Regocíjate, Siéntate, Ponte en tus pies, porque Dios ha prometido que el tomara todas tus preocupaciones o enemigos y los pondrá bajo el estrado de tus pies.   
 
 

 

 

 

 

Por: Joseph Prince

Joseph Prince is the senior pastor of New Creation Church — a dynamic and fast-growing church in Singapore, which has a congregation of 18,000 members. His ministry as pastor, teacher and international conference speaker focuses on unveiling Jesus and revealing His heart to the people.

Mas sobre Joseph Prince | Articulo por Joseph Prince